Noticias

< volver

¿Qué alquiler me puedo permitir?

Qué alquiler me puedo permitir

En esta nueva entrega relativa a las viviendas en alquiler, en Administradores de Fincas REDFINCAS, intentaremos dar respuesta a una de las preguntas más frecuentes que se plantean los inquilinos a la hora de elegir un inmueble:

 

“En función de mis ingresos, ¿qué alquiler me puedo permitir?”

Nuestros expertos en Propiedad Vertical, recomiendan que este gasto no supere el 30% de los ingresos disponibles. No obstante, hay que tener en cuenta otros factores, como el resto de los gastos fijos previstos.

A diferencia de una hipoteca, vivir de alquiler permite tener un mayor control sobre la cantidad destinada a vivienda, ya que se paga una cantidad fija que no fluctúa en función del Euribor. Precisamente por tratarse de un importe que se mantendrá fijo todos los meses, conviene establecer un máximo, que permita atender al resto de gastos y a cualquier imprevisto que pueda surgir.

Pongamos como ejemplo una familia, cuyos ingresos mensuales sean de 2.000 euros. Un alquiler adecuado sería aquel que no superase el 30%: deberían acceder a una vivienda cuya renta no excediese de 600 euros.

En las grandes ciudades, como Madrid, esta recomendación es difícil de cumplir, ya que el precio de los alquileres es más elevado que en otras más pequeñas, por lo que la cantidad destinada al alquiler podría alcanzar valores del 40% (800 euros en nuestro ejemplo). A cambio, habrá que reducir otros pagos fijos mensuales.

Sin embargo, en ocasiones, puede ocurrir que incrementar un poco el gasto destinado al alquiler repercuta reduciendo otro tipo de desembolsos. Por ejemplo, vivir más cerca del lugar de trabajo, puede suponer un ahorro en transporte; alquilar una vivienda que tenga gimnasio, puede compensar la cuota que paguemos en otras instalaciones deportivas.

Es muy importante tener en cuenta aquellos gastos fijos de los que no podemos prescindir. Por ejemplo, una familia que tiene acometer gastos de guardería, educación, alimentación o imprevistos tendrá un margen menor para el alquiler que una persona soltera que no tenga estas responsabilidades.

En definitiva, desde Administradores de Fincas REDFINCAS, creemos que lo mejor es analizar los hábitos y necesidades de cada uno, para diferenciar lo que es prescindible de lo que no lo es, con el fin de elegir un alquiler que nos permita llegar a fin de mes con mayor tranquilidad.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *